Una habitación oscura

Cuando la mañana llegue todo habrá pasado. Cuando las paredes se alcen, me sentiré más segura. Cuando el día me deje, estaré en mi sitio.

Estaba en mi cama, tenía almohadas pero no las usaba, excepto cuando tenía que leer o quería ver alguna película. Los soundtracks que escuchaba me devolvían a mi mundo imaginario y perfecto, aquel donde soy desde un humano con brazos de tentáculo, una pirata que usa lentes o una pequeña Samurai.

Todos los días vigilaba mi ventana, temiendo que un alíen apareciera detrás de ella y me mirara con sus enormes ojos. No sé lo que haría después, pero prefiero no saberlo.

Hooded Woman by Sandro-Halpo

Hooded Woman by Sandro-Halpo

 

En medio de la oscuridad, estaba de pie en un lugar desconocido y era incapaz de mandar sobre mí misma. Escuchaba el tic tac de un reloj que me hacía sentir que había llegado al lugar indicado. Breves relámpagos huérfanos, apenas iluminaban el santuario de sombras de pequeños cuervos. Deformes charcos se dibujaban en el suelo y cuyo reflejo me mostró que llevaba una capa roja.

En medio de mi distracción, una luz se proyectó delante de mí y apenas pude divisar la silueta de un hombre que caminaba hacia mí. Cuando este giró la cabeza a un lado, aquel extraño ser portaba una máscara con un largo pico. No podía moverme, pero él se acercó y extendió su mano solicitando la mía. Tenía miedo, pero no podía negarme.

Plague by Meektea

Plague by Meektea

No podía dejar de verlo, algo dentro de mí me decía que ya lo conocía de antes, pero no pude adivinar quién era. Guiada por su mano, le seguí y mientras caminaba escuchaba voces que repetían susurrando en todo momento: Hieros gamos. No sabía lo que significaba, pero me seguí dejando llevar por aquel ser con pico de ave.

Llegamos hasta un lecho, él se despojó de todo su ropaje excepto la máscara. Se sentó y me acercó hasta él. Debajo de la capa roja que traía puesta no vestía nada más. Él se acostó mirándome de frente y me invitó a seguirlo, cerré los ojos por un momento y al abrirlos seguía en el mismo oscuro lugar, pero esta vez además de los cuervos, habían espectros observándonos. Me dejé llevar, apoyé una rodilla sobre el lecho y luego la otra hasta quedar encima de él. Seguía percibiendo que lo conocía. Alcé mi capa y me sumergí en nuestra tentación. Aquellos espectros que estaban a nuestro alrededor gritaban como si se desgarraran del dolor.

Nuestros cuerpos intercambiaban sus deseos y jugueteaban con nuestros solitarios espíritus. Aquella habitación oscura matizaba ahora en color rojo y negro. El placer infinito se apoderaba de mí, hasta que nuevamente logré tener control sobre mi cuerpo, entonces bajé mi boca hasta su ombligo y lo besé hasta llegar a su cuello. Finalmente lo devoré a mi antojo, no me cansé de morderlo hasta desollarlo. Su cuerpo inmóvil y con mis manos llenas de sangre, me acerqué a quitarle la máscara y durante eso, una de sus manos clavó sus largas uñas en mi pierna, dejándome una enorme marca que rasguñó hasta quedarse completamente quieto. Procedí a quitarle la máscara pero su rostro había desaparecido y con él, mi sueño.

50 cosas sobre mí

by dan-heron

by dan-heron

Ya que todo mundo ha hecho algo así, pues ¿por qué yo no? Además con los años que ya lleva este blog y lo poco que escribo últimamente, me hubiera gustado leer algo así cuando inicié con este sitio. Bueno, aquí vamos:

1. Me gusta escribir en silencio o escuchando bandas sonoras instrumentales.

2. No me gusta mi primer nombre. (¿A quién le gusta?)

3. Creo en fantasmas y aliens. No lo digo a modo de fe, pero toda posibilidad es existente.

4. Me he cambiado de casa alrededor de unas 13 veces (?)

5. Hace tiempo atrás, decidí aprender lo básico de francés, únicamente porque quería interpretar mejor el libro “El código Da Vinci” de Dan Brown. Continue reading

¿Por qué es bueno salir de viaje de vez en cuando?

Llega un momento de la vida en que la monotonía nos tiene con el agua al cuello y que si nos seguimos atando a ella nos ahogará en cualquier momento.

Somos dueños de nuestras propias decisiones, es verdad, pero quizás tu seas como yo, que se lo piensa demasiado (los dos hemisferios de mi cerebro jamás se ponen de acuerdo), pero puedo aconsejarte algo. Cuando te decidas, estás listo para hacerlo. ¿Pero, hacer qué? Pues eso o aquello que lo estabas pensando demasiado. Lo importante no es dejar de perseguir lo que quieres. Hay cosas que llevan más tiempo que otras, pero siempre hay que empujar para que las cosas sucedan.

En mi caso, un buen viaje siempre reconforta el alma y llena nuestro espíritu. El hecho de conocer nuevos lugares o personas desde otra perspectiva, es un punto importante en cualquier momento de la vida.

No importa sí sales dentro de tu misma ciudad o sus alrededores, abre tus ojos a una nueva perspectiva. Haz algo diferente. No es lo mismo pasar por un lugar mil veces cuando vas camino al trabajo o a la universidad, que estar allí y sentirte parte del lugar. Pero eso si, mientras estés más lejos de lo que ya conoces, más podrás encontrarte a ti mismo, porque sabes que eres el único que se necesita para sobrevivir.

Processed with VSCOcam with p5 preset

Continue reading

Recorridos por Chimbacalle

Es increíble lo hermoso que puede ser una ciudad cuando visitas sitios que no son los tradicionales. Así es como llegué a conocer esta interesante ruta que sale desde Chimbacalle, en el sector sur de la ciudad de Quito. 

Gracias a las páginas de Facebook:Chimbacalle, por el puente de piedra‘ y ‘Quito de Aldea a ciudad‘, me enteré de este mágico y desconocido recorrido en el sur de Quito. Partimos desde el Museo Interactivo de Ciencias ‘MIC’, ubicado en las calles Tababela Oe1-60 y Antonio de Latorre (ver mapa). Otra forma de llegar es quedarte en la parada Chimbacalle del trolebús (sentido sur-norte) y subir por la calle Tababela.

Continue reading

Frases del libro “La pregunta de sus ojos” de Eduardo Sacheri

Portada libro

“La pregunta de sus ojos” o “El secreto de sus ojos” (dependiendo de la fecha o de la editorial), sin duda es un libro exquisito que disfruté de principio a fin. Sus aires de misterio, humor negro, y el conflicto y miedo permanente de Benjamín Chaparro por enfrentarse a aquella pregunta proveniente de los ojos de la mujer que tanto amó y aún ama después de tantos años.

Hay diferencias marcadas con la adaptación cinematográfica, sin embargo, creo que ambos (película y libro) guardan su estilo.

A lo largo de mi lectura de este grandioso libro, recopilé algunas frases que me gustaron mucho y comparto con ustedes: Continue reading